Usted está aquí: Portada / Arte y Pensamiento / Bitácora Bifronte
Usted está aquí: Portada / Arte y Pensamiento / Bitácora Bifronte
Bitácora Bifronte
Por Ricardo Venegas

Poemando en Cuernavaca, nueva antología

 

Poemando en Cuernavaca, antología del taller literario de Ethel Krauze (Ediciones Eternos Malabares, 2017) es una muestra variopinta de la producción literaria actual del estado de Morelos. Martha Elba Cárdenas, Berta Alicia Carrillo Quiroz, Elsa Castorela Castro, Lucy Domínguez Vergara, Gabriela García Soria, María De Lourdes Mancilla Ceballos, Gela Manzano, Reicelda Piña, Flocela Poblete y Elizabeth Rodríguez González son las escritoras reunidas en el volumen.

Debido al clima privilegiado de Cuernavaca, escritores y artistas extranjeros establecieron en algún momento su residencia en esta ciudad. La belleza de Morelos, por otra parte, ha propiciado que se le identifique más como un sitio de diversión y esparcimiento –satélite vacacional de Ciudad de México –y no como un centro de actividades donde el quehacer cultural es un eje importante para el desarrollo de su sociedad.

Muestra de la intensa vida cultural de Cuernavaca son los talleres literarios iniciados por Poli Délano –en los años ochenta–, quien fuera relevado por Hernán Lara Zavala y posteriormente por Héctor Gally. Escritores de la talla de Enrique Espinoza, Luis Francisco Acosta, Eliana Albala, Ricardo Garibay, José Agustín, Javier Sicilia y Enrique Serna, entre otros, se unieron a esta tradición que hizo cimientos firmes en una capital multicultural –hoy bautizada como Cuernabalas– cercada por la violencia y la inseguridad.

En el prólogo de Poemando en Cuernavaca, Ethel Krauze, tallerista consumada, refiere: “He sido partícipe y testigo de talleres cuyos coordinadores son talentosos mas no tienen herramientas didácticas y se convierten en espacios para promoverse y multiplicar fans; también he visto la saña y el sadismo de quienes destruyen no sólo al texto, sino al autor, socavando la dignidad y aplastando la creatividad; hay talleres que son clubes de mutuos elogios donde no se hace crítica constructiva ni aprendizaje; los hay donde se uniforma el estilo a los modos de quien coordina, y los hay donde éste tiene la mejor buena fe del mundo pero no el conocimiento, la experiencia ni el tino para ayudar al autor en su proceso de creación.”

La actividad literaria de Ethel Krauze destaca por su autocrítica y por el éxito del ejercicio literario reflejado en el exterior, en lo social, lo cual confirma que la búsqueda del individuo no se centra sólo en el consumismo o en el materialismo como anestesias de la conciencia también hay una busqueda espiritual que conduce a la verdad y belleza de la poesía y de la literatura. Con Poemando en Cuernavaca, Ediciones Eternos Malabares inaugura la Colección Talleres Literarios, con la cual ofrece al lector el talento y el empeño de quienes han elegido el camino de la escritura, como lo consignan los versos de Martha Elba Cárdenas: “Tal vez (amor) he de encontrarte/ algún día… en alguna parte/ se cruzará tu senda con la mía.”

comentarios de blog provistos por Disqus