Usted está aquí: Portada / Arte y Pensamiento / Cinexcusas
Usted está aquí: Portada / Arte y Pensamiento / Cinexcusas
Cinexcusas
Por Luis Tovar

Morelia 16 (iii y última)

Además del documental ganador en el área correspondiente, los que siguen son los cinco largometrajes de ficción que completan la sección en competencia del más reciente Festival Internacional de Cine de Morelia:

Bayoneta, coproducción México-Finlandia dirigida por Kyzza Terrazas, no es, como quieren algunos promocionantes –incluido el propio Terrazas– un filme acerca de “otro tipo de migrantes”, pero sí una historia interesante acerca de un boxeador tijuanense precisamente apodado Bayoneta, que a causa de cierto evento arriba del ring decide su retiro prematuro y, por causas personales más que laborales, se impone una suerte de autoexilio en la lejana Finlandia, donde es contratado como entrenador y second. Actor de moda en tiempos recientes, aquí Luis Gerardo Méndez pone en práctica lo mejor de su capacidad histriónica, y a él se debe en gran medida la densidad narrativa del filme.

Haber hecho una maestría en cine a la sombra de Béla Tarr parece haberle servido a Marta Hernaiz Pidal únicamente para intentar, sin éxito, lo que el maestro ha hecho a la perfección: el retrato directo, desapegado, crudo, duro y deslumbrante de una cotidianidad que, bajo una mirada provista de suficientes inteligencia y agudeza, puede revelar tal cantidad de matices que alcanza cotas de universalidad. Desafortunadamente, La caótica vida de Nada Kadic, que así se llama lo que Hernaiz ha perpetrado, carece de todas las virtudes y adolece de todas las insuficiencias de lo que suele conocerse como “cine contemplativo”: he aquí un fragmento de la vida diaria de una madre soltera y nada más.

Olimpia, de José Manuel Cravioto, aborda uno de los hechos cruciales que, en 1968, desembocaron en la matanza del 2 de octubre: la toma de Cuidad Universitaria por parte del Ejército Mexicano, concentrándose en la historia, mitad real mitad ficticia, de tres estudiantes cuya labor –cinefotografía, fotografía y escritura– permitió, aquí sí rigurosamente verdadero, que la posteridad se enterara de ciertos horrores cometidos por el Estado mexicano en aquellos días aciagos. Dos decisiones de Cravioto fueron arriesgadas: emplear la técnica de “pintado superpuesto” a la acción real, y soltar la historia justo cuando la lluvia de balas habría de comenzar en Tlatelolco.

Xavi Sala debuta en largoficción con El ombligo de Guie’dani, que cuenta la historia de una adolescente zapoteca forzada por las circunstancias a vivir en la casa pudiente donde su madre trabaja. Contada de manera preponderante desde el punto de vista de la homónima Guie’dani, la película desgrana con eficiencia las estaciones de un sometimiento clasista y racial que ni víctimas ni victimarios se atreven a llamar por su nombre, contra el que Guie’dani lucha sin más armas que las brindadas por su imposiblemente ilustrada rebeldía. De a ratos cargado de tintas sin necesidad, el filme consigue transmitir la desesperanza de una realidad incómoda y demasiado frecuente en nuestro país.

Por su parte, La camarista, ópera prima en largoficción de Lila Avilés –coguionista con Juan Márquez–, también aborda las muy mexicanas relaciones sociales de subordinación clasista: Evelia, una mujer joven y en extremo introvertida, es camarista en un hotel de lujo en Ciudad de México, y su trabajo le permite ser al mismo tiempo testigo y víctima del trato que “los de arriba” dan a “los de abajo”. Hábil y sensiblemente, Avilés se sirve de esa partición dicotómica para construir una alegoría que se corresponde punto por punto con la realidad: de lo que se trata es de “subir”, aun si resulta que el punto más alto es el vacío absoluto.

Una corriente salvaje, documental de Nuria Ibáñez Castañeda, concentra su mirada en Chilo y Omar, pareja de pescadores en una playa solitaria de Baja California. La de Ibáñez es una mirada en absoluto invasiva, más bien cálida y delicada, al decurso vital de este par de hombres de profunda sabiduría sin cultura de por medio, en el que alcanza a vislumbrarse una belleza inusitada.

 

comentarios de blog provistos por Disqus