Usted está aquí: Portada / Arte y Pensamiento / Bemol sostenido
Usted está aquí: Portada / Arte y Pensamiento / Bemol sostenido
Bemol sostenido
Por Alonso Arreola

Hace unas semanas pasaron por la casa Julia Zenteno y Javi Reyes, miembros de Sols. Querían compartir su disco debut así como una extravagante idea para la presentación que finalmente tendrán el próximo 23 de marzo en el Foro Hilvana del Centro Histórico de Ciudad de México. Se trata de un concierto por partida triple en el que mostrarán su obra mientras comparten escenario con EchoTest y Mylets, proyectos fuereños con los que se vinculan estética, personal y pedagógicamente. Un experimento que celebramos.

Los primeros, EchoTest, son un trío conformado por Julie Slick, Marco Machera y Alessandro Inolti. Ella ha venido en numerosas ocasiones a México (con Adrian Belew y con una de las versiones del Crimson ProjeKct, vinculado a la genealogía de Robert Fripp, pionero del rock progresivo, fundador de King Crimson). Ellos presentarán el disco Daughter of Ocean. Mylets, por su lado, es el sobrenombre del curioso guitarrista Henry Kohen, quien vuelve acompañado por la violinista Andrea Calderón. Los primeros abordan un rock de tintes psicodélicos a través del cual explotan sanas perturbaciones rítmicas y armónicas; el segundo se ha hecho experto en el uso de Loops (procesadores para autoacompañarse y grabarse en vivo), al tiempo que estira las posibilidades de la guitarra con efectos extremos. Ambos oscilan entre lo instrumental y lo cantado y valen la pena.

Junto a ellos, decíamos, Sols presentará su disco The Golden Atom. Sucederá en el Hilvana pero también está el plan de que pisen Morelia y Querétaro. Su idea es que en todas las plazas, a la par de los shows, suceda el taller Out of the Box. En él conviven con melómanos y músicos interesados en reflexionar sobre la creatividad con estéticas de afinación cambiada, de ritmo truqueado, de tímbrica ampliada y de cronologías traslapadas. Dicho esto, vale la pena hablar un poco más sobre el trabajo de Julia y Javi, justificación central de estas líneas dominicales, lectora lector. Volvamos a casa.

Conforme la pareja repasaba una breve cronología de Sols, nuestro interés fue escalando. Llegado el momento de escuchar la grabación que hicieron en Holanda durante 2018, la sorpresa nos dominó por completo. No es fácil toparse con música tan madura en ejecutantes de su edad. Su compromiso es evidente. Ella es compositora, guitarrista y líder del conjunto. Su refinamiento es notable. Él toca el bajo con profundidad. Se complementan bien al hablar, al estar y al sonar. Tienen ambiciones ancladas en una creencia que parece imperturbable, dinámica sólo en procesos naturales mas no en vanidades inservibles. Eso nos dio gusto, pues el género que abordan suele provenir de quienes ensayan modelos prestados, cimentados en poca originalidad y preceptos de enciclopedia.

No podemos soslayar que son muchos los compositores que –tal como pasa con tantos “críticos”– respaldan su tránsito y decisiones en numeralias inglesas o italianas, en etiquetas de progresiva oposición, pero no en sustancias con su propio código postal. Así las cosas, si bien la música de Sols posee rasgos identificables en tiempo y espacio, sobrevuela en su propio ADN y presume sin conflictos la tradición que ostenta. Dicho con simpleza: su arte tiene gran singularidad y se disfruta de esquina a esquina. Hablamos de piezas instrumentales en las que además de Julia y Javi contribuyen otros intérpretes encomiables: Nirl Cano (violín y live looping), Gabriela Suárez (guitarra), Mike Nuna (batería) e Ignacio Gómez (teclados).

Lo que más nos entusiasma es que la complejidad de sus poleas se mantiene oculta, salvo excepciones necesarias. Los puntos de su tapicería entregan diseños ambientales, orgánicos, mayormente acústicos, que aplaudirían oídos conservadores del jazz y la música clásica, pero también inexpertos o consumidores ocupados en superficialidades. Porque lo de Sols tiene un carácter serio, pero cobija con amabilidad, distante de pretensiones que le estorben. Vayamos a verlos el 23, ¿le parece? Bueno: primero busque su tema “Acanto”. Buen domingo. Buena semana. Buenos sonidos.

comentarios de blog provistos por Disqus